Tortitas

tortitas

De pequeña, una de las cosas que más me gustaba era cuando mi madre me llevaba a merendar tortitas con nata y chocolate a La Mallorquina, una pastelería en la puerta del Sol, aquí en Madrid. Su especialidad son las napolitanas, exquisitas por cierto, pero ahí abajo no estaba mi destino, yo me subía al piso de arriba y allí con mis tortitas con nata me sentía en el paraíso. Tortitas, tartas, chocolate…mi madre sin trabajar y una gran ventana para ver a toda la gente que paseaba por la puerta del Sol, todavía no he encontrado un entretenimiento mejor.

Ingredientes para unas 10/12 tortitas:

200 gramos de harina

50 gramos de aceite de oliva

300 gramos de leche

30 gramos de azúcar

1 sobre de levadura

Un pellizco de sal

2 huevos

Un poquito de mantequilla para la sartén

Sirope y nata para acompañar

 

Elaboración:

En un bol mezclamos los huevos, el aceite, la leche y el azúcar. Una vez que estén bien unidos añadimos todos los demás ingredientes secos: harina, levadura y la pizca de sal.

El secreto de unas tortitas esponjosas es mezclar bien la masa para que no tenga grumos (con la batidora o con la thermomix lo difícil es que haya) y dejar reposar la masa al menos 20 minutos en la nevera antes de comenzar a prepararlas en la sartén. Si  es más tiempo no pasa nada, no es que mejoren pero tampoco quedarán peor.

Calentamos una sartén pequeñita a fuego fuerte pero no al máximo y la pincelamos con un poco de mantequilla. Mientras, con el mismo cacito o cucharón con el que vayáis echarlo a la sartén, darle unas vueltas a la masa para que se mezcle otra vez todo bien. Cuando la sartén esté muy, muy caliente, ojo que no se queme la mantequilla, añadimos la masa. ¿Cuánta? dependerá del tamaño de vuestra sartén. Tienen que quedar gorditas pero sin pasaros. Ahora paciencia y esperar a que comiencen a salir burbujas en la masa, significa que en 10 segundo más esa cara estará lista y podremos darle la vuelta.  Repetir hasta que la masa se acabe, teniendo en cuenta que las siguientes necesitarán menos mantequilla y menos tiempo de cocción.

Servir  con nata montada y sirope.

Deja un comentario